MARIAN LOVES SHOES

martes, 7 de noviembre de 2017
Marian Love Shoes se dedica a diseñar y contar historias en zapatos. Detrás está Marián Redondo, artista y #shoelover. 

"Toda mi vida he querido ser artista: estudié Bellas Artes, hice un Máster de Arte Contemporáneo y comencé el Doctorado sobre el concepto de los zapatos en el arte contemporáneo.

He tenido la gran suerte de dedicarme (casi siempre) al arte de manera profesional, dentro del circuito artístico contemporáneo, y además, mi obra, performance y vídeo ha girado sobre los zapatos también... 

Llegó un momento que me saturé del mundillo artístico y comencé Marianloveshoes como un plan B. 


Al principio no tenía ni idea del mundo 2.0, ni de blog ¡ni nada! Me formé en redes sociales, blog, estrategias varias y mucho (mucho) “prueba y error”... 

Así nació Marianloveshoes y así continuamos, con mucha planificación, mucho trabajo y aprendiendo por el camino. 
Desde el principio tenía claro que no quería pintar zapatos por pintar. Más que nada porque detrás de los zapatos, como objeto artístico, hay todo un mundo por explorar. Un zapato, da igual como sea, cuenta muchas cosas. Cuenta cómo somos y cada uno de los pasos que damos. ¿Por qué no dibujar esos momentos especiales? 


Comencé personalizando zapatos por encargo y contando las historias de cada persona en un pequeño blog. También contaba cosas curiosas de zapatos y cosillas sobre mí y mi mundo artístico. Hasta que un día me lancé y busqué una empresa que produjera mis propios zapatos, bajo mi marca. Encontré una pequeña empresa familiar zapatera en Elche y dos años después, aquí seguimos, dibujando momentos especiales en zapatos, pero con un diseño propio. 



La verdad es que nunca pensé que iba a diseñar y fabricar zapatos. (Hay veces que incluso no recuerdo alguna parte técnica del zapato). Para la parte del diseño del zapato empiezo con un moodboard con varias conceptos, quito y añado ideas hasta llegar al resultado final. Esta es la parte más complicada pero la más divertida. 


La parte de dibujo, de la historia, se personaliza para cada cliente. Para ello nos cuentan incluso detalles muy personales y es muy emocionante. Los zapatos reflejan todo eso, para que cuando esa "persona especial" los reciba, se le salte la lagrimilla, los sienta suyos.


Uffff, tengo muchos y a veces muy grandes :D Pero los más inmediatos son: mejorar y sacar más diseños de zapatos, profesionalizar la web, "salir" del estudio y mostrarnos "al mundo" al menos una vez este año (me gustaría hacer una pop up muy especial) y SEGUIR MEJORANDO. 

Eso es todo lo que quiero hacer este año... Montar la empresa fue difícil, pero establecerla, hacerla crecer, está siendo más duro aún. ¡No te puedes despistar ni un segundo! Aún así, esta manera de vivir (porque no es solo un trabajo, a veces se convierte en tu todo) es muy gratificante. 

No hay comentarios

Publicar un comentario